Extracto del libro Los exploradores del crepúsculo. Emilio Fiel

image317

Cuando necesites conectar con alguna persona o situación en el presente, échate boca arriba entendiendo que para ensoñar no ne­cesitas estar cansado, sino que se trata de una técnica meditativa de salida por el tercer ojo o a través de la energía del vientre. Los toltecas insisten en que la montaña es más adecuada para el ensueño que el nivel del mar y la soledad de una cueva mejor que la civilización de playa a la que estamos acostumbrados. No extensiones planas muy amplias, ni lugares muy ventosos o grandes lagos, sino lugares más cerrados, valles, formaciones rocosas, grutas, etc. Todo lo que sea la repetición de un mantra o un canto por largo tiempo, así como una rutina de movimientos físicos lentificados que exijan intensa atención tales como una sesión de yoga, taichi, artes marciales, gimnasia sa­grada o danzas tradicionales, ayudan mucho y te permiten acumular energía para el ensueño.

Los exploradores del crepúsculo. Emilio Fiel

2 Responses

  1. Tengo una pregunta, se puede dar el ensueño dentro del cuerpo físico consciente?. Yo tuve hace muy poco 2 semanas en las que no dormía nada, mi cuerpo físico lo soportaba, pero mentalmente me parecía algo increíble. Las visiones eran muy, muy fuertes y realmente todas mis experiencias se dan más a un nivel quinésico que quisiera llevar un poco al ensueño, para que mi cuerpo físico pueda descanzar.

    1. Miyo

      Saludos Catalina y gusto de recibir tus noticias. Existe siempre la posibilidad de que algunos practicantes ensueñen en medio de la meditación y abran el camino al sueño lúcido en pocos minutos o segundos después de haberse sentado. El tema es la relación con el cuerpo. En la frontera del ensueño se sigue teniendo relación con el aquí y ahora del cuerpo y a pesar de ello se recibe información, se hacen sanaciones, se encuentra a quien deseas, etc. Cuando ensueñas sin relación con el cuerpo entras mucho más profundo y se produce la verdadera ensoñación. No te quedas en la frontera, sino que penetras en el nagual. Los hombres prefieren el primer camino porque temen las emociones, epro esto les deja en la parte superficial del ensueño. Las mujeres están más acostumbradas a lo emocional y no temen penetrar más profundo (el nagual está compuesto de vibración luminosa y emociones). La idea es que aproveches el entrar en el sueño al acostarte (seguro que tienes cierta facilidad para ser Testigo) y antes des la orden de descanso profundo para qu el cuerpo pueda estar recuperado la mañana siguiente. Es un Intento sencillo y eficaz. Un cariñoso abrazo, Miyo

Deja un comentario

WP Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com