28 de Agosto: No hacen falta agendas en la nueva energía

La vieja energía planificaba y codificaba todo, estructuraba las asignaturas en cajas aisladas, y daba técnicas para cada pequeña cosa posible. Así miles de personas leen aún el mismo periódico, reciben las mismas noticias de quien las manipula según sus intereses (como no podría ser de otra manera) y creen estar informados de cómo marcha el mundo. Pero lo que no interesa ni se menciona, y si no está escrito en primera página no existe. En caso de que les hables de esto a los miles de lectores surge la paranoia de la conspiración, de que estás loco, de que nadie tiene tanto poder como para cambiar o eludir noticias, de que ves muchas películas sobre la cia, de que Bush no será tan malo y de que aunque en cada pequeña empresa hay conspiraciones cada día, a nivel nacional o mundial eso no es posible. Los hermanos estelares no existen aunque son nuestra verdadera familia; es constitucional cobrar el impuesto de la renta para mantener el control social; normal que los bancos cobren comisiones por un dinero que jamás se mueve de ningún lugar y que son simples números sobre papeles contables de debe y haber; las vacunas y sus gusanitos son lo mejor para los niños a pesar de los gravísimos efectos secundarios que producen; dar teta está pasado de moda, como sentir algún dolor en el parto o simplemente confiar y amar incondicionalmente a tu pareja.

En la nueva energía todo es autónomo y ha dejado de poder codificarse. Las cosas actúan en varias dimensiones al mismo tiempo y lo espiritual no puede regularse en apartados. Ya no sirven de nada los diez pasos para la iluminación y los siete chakras o las ciento cuarenta y cuatro normas del bien vivir. Cada paso que demos nos revelará el siguiente, y tan sólo debemos entregarnos con pasión a lo que estamos haciendo, para que más tarde veamos claro cómo seguir adelante. No puede haber planes establecidos, todo debe fluir sin descanso, lo único importante es dar el primer paso y pasar a la acción.

Hay que hablar con los poderes invisibles que nos rodean, negociar con nuestras propias células, confiar en nosotros mismos y en nuestro poder creativo, abrirnos al espíritu y saber que lo que estamos haciendo se está creando a través de nosotros ahora y que nunca antes ha tenido realidad, como si fuera un cuadro maestro

Se han acabado los contratos kármicos y los acuerdos de por vida, ya no valen más las programaciones genéticas de antaño ni los viejos implantes del alma. A través de un sentimiento amoroso con la creación las nuevas herramientas se están activando en nuestra sangre y en nuestras neuronas, el poder de dirigir nuestra vida y transformar la Tierra está siendo manifestado, mientras que el espíritu escribe los nuevos mensajes personales en nuestro propio corazón.

.-.-.-.-.-.-.-.-.-.

1 Response

Deja un comentario

WP Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
error: Content is protected !!