Empezar a no eyacular


Hola Emilio, ¿qué tal?

He escuchado tus dos entrevistas hechas en Espacio en Blanco con respecto a la sexualidad, y aunque ya había leido algo respecto al tema (aunque más desde el enfoque taoista), me resultó muy interesante por cómo lo explicas. Yo vivo en pareja y tenemos una sexualidad bastante satisfactoria pero me gustaría empezar con lo que estuviste explicando y ahí viene mi pregunta: ¿por dónde empiezo?, ¿puedo empezar «yo solo»?

El caso es que mi chica no acaba de creerse que un hombre pueda tener una relación satisfactoria sin eyacular.

 

.-.-.-.-.-.-.-.-.-.

Saludos Ángel.

Y deja a tu chica en paz, lo que ella piense es su asunto, pero el tema de no eyacular te corresponde a ti, no a ella. Tú lo pruebas y ella lo prueba, y luego puede haber opiniones, antes no sirven para nada. Ella puede pedirte lo que le parezca, pero es tu libertad darle lo que consideras adecuado. También a ti puede parecerte que ella debiera tener más orgasmos sólo con abrazarte (y hay mujeres que los tienen), pero si no es así, no le vas a echar en cara que no es suficientemente sensible.

La clave está en que comprendas que eyacular no sirve para nada, salvo para cumplir con lo que socialmente se ha proyectado sobre el sexo. Te debilita (vacía tu cuerpo luminoso), debilita a la mujer (mayor sensibilidad emocional), no permite una larga relación con muchos orgasmos femeninos o por lo menos con muchas experiencias de fusión en el pecho, vacía tu creatividad artística, agita tu mental, y sólo tiene que ver contigo cuando ambos queréis tener un hijo. Respecto a si esto es satisfactorio o no, lo tienes que decidir tú y no tu chica. Pruébalo media docena de veces y luego se lo dices (a mí no, que ya se el resultado).

Simplemente alarga la relación; descansa un poco cuando la excitación suba de tono (mucho antes de acercarte al precipicio de la eyaculación); expulsa muy lentamente el aire, también aprende a retener el aliento y a concentrarte en el entrecejo (visualizando un Om por ejemplo); sal un minuto del yoni y acaricia a tu pareja (enseguida vuelves a entrar); sentaros en postura yabyum (mujer a horcajadas del hombre) que es la que mejor permite el control o la mujer encima del hombre (también puede poner una pierna entre las de él), y así un largo etc.

No olvides nunca que el hombre no debe entregar su poder a la mujer (y viceversa), y por tanto debe guiar su propio camino de la manera más lúcida que pueda. Cada uno sus meditaciones, cada uno sus momentos propios, sus amigos, sin intentar conocerlo todo del otro, porque entonces habréis destruido la magia. Que la pareja pueda sorprenderos, que no os anuléis mutuamente, que todo hombre (Odisea) tenga que levantar su espada (sin descargarla), cuando lo femenino intenta avasallarle (Circe) o simplemente dirigir su vida.

Un abrazo campeón y ¡al ataque!
Miyo

.-.-.-.-.-.-.-.-.-.

1 Response

  1. Pedro

    El tantra blanco, o sea, el único posible según la luz, es sin orgasmo, tanto en el hombre como en la mujer.
    El tantra, tiene dos funciones principales: crear los cuerpos solares (o sea, nacer alqúimicamente) y eliminar los defectos psicológicos. Por lo tanto, quien no muere en si mismo, quien no elimina el ego a niveles profundos, en realidad está convirtiendose en alguien oscuro.
    Antiguamentte había que estar muy despierto y consciente, habiendo pasado procesos inciáticos, antes de que a alguien le develaran estos secretos alquímicos, porque son demasiado sagrados y delicados. Hoy en día la gente ha prostituído este conocimiento y la gente se pone a practicar sin saber y ocurren desastres.

Responder a Pedro Cancelar respuesta

WP Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com