Trascender la falta de riego y el aislamiento

Hola Miyo,

Hace veintitantos años te cambié unas camisas que yo pinté por un curso de meditación de tres dias en un pueblo de Madrid. El caso es que he pintado y creado muchas cosas en mi vida. No encajo en el sistema y siempre me inventé la forma de buscarme la vida: hace 10 años hacía proyecciones de imágenes para la gente en grandes fiestas, imágenes que elevaban el espíritu, transmitían alegría y eso me hacía sentir feliz y en el buén camino, pues la pintura es un hecho normalmente solitario y proyectar imagenes lo convertía en una transmisión presente y fluida.

El caso es que llevo 9 años con un problema gordo de falta de riego sanguíneo por opresión de las arteriás y parece que la cosa va para largo y un ser saltarín y amoroso se ha transformado en un ser que casi no sale. Estoy aislado en un pueblito de Madrid, y el cuerpo me limita mucho. La cosa es cómo aceptar mejor este desafío y disfrutar mas dentro de mis limitaciones. Estoy con muchas ganas de vivir y viajar, muy cortado de casi todo lo material. A veces medito y algo de paz y presente me es regalado o yo me lo concedo, pero me falta vidilla y lo de estar con gente -si no estás alegre y positivo- es muy díficil. De hecho me he -y me han- aislado totalmente. Así somos los humanos: voy aprendiendo a perdonar interiormente todo lo que puedo. Me encanta la percusión y la alegría y el dar. Irónicamente, a veces quito dolores y alivio a gente con energía universal… No sé: tengo 51 años y ganas de vivir, quiero reforzarme y vivirme esto más alegre, más guerrero, aceptando más este absurdo destino. Mucho he conseguido aliviar esta movida, pero lo fuerte sigue ahí y trato de estar positivo, pero cuando el cuerpo da guerra la mente le sigue.

¿Cómo trascender y mirarlo todo desde otro punto? ¿Cómo atrapar más un presente enriquecedor y que no me coma la enfermedad?

Me alegro de que existas y si pasas por la sierra de Madrid, hago unas proyecciones de colores con escenas tribales muy disfrutables. Si tienes un correo personal, te mando algunas imagenes.

Un abrazo y gracias por leer esto.
César

.-.-.-.-.-.-.-.-.-.

Hola César:

…Y ya veo que también somos viejos amigos, y que incluso es casi seguro que tu arte ha estado en contacto íntimo con mi pecho a través de tus camisas ilustradas. La proyección de imágenes me recuerda a mi buen amigo Alberto Ruz que junto a otros compadres como Svante y demás desde Huehuelcoyotl (Morelos, México) preparaban dos proyectores y soldaban paisajes, encuentros que habíamos realizado en los cursos que impartíamos por su tierra, y despertar de las grandes pirámides mayas en los ochenta. Así que comprendo lo que me dices de elevar el espíritu.

Respecto a tu alteración del riego sanguíneo, hay que tomar medidas activas. A nivel energético, la garganta es ahora el punto más débil de tu estructura energética (con una rotura importante del velo etérico), que tiene que ver con la expresión del ser y con la creatividad y la sensibilidad (poder de manifestar y de crear síntesis en el plano físico). A nivel orgánico el bazo y corazón son los órganos más afectados, y en la columna, la quinta cervical y la zona de la décima-doceava dorsal. Respecto a tu situación, lo mejor es que trabajes con el biomagnetismo o con la sintergética (un buen sanador espiritual podría hacer lo mismo), y por ahí tienes buenos exponentes. Lo increíble de estos dos caminos es que si funciona, en quince días ha cambiado tu vida definitivamente.

Hoy no es el tiempo del aislamiento forzado, sino de morir como un guerrero en medio de la batalla. Deja de preocuparte tanto por ti mismo, suda, respira, corre riesgos, ve a la naturaleza, agradece al espíritu por la sanación que ya te ha concedido y lo bien que te encuentras, cada día un poco mejor… Éste es el camino. Levanta la cabeza y grita al cielo ¡Hasta aquí! ¡Ni un paso más en el camino de la enfermedad! ¡¡¡Ya!!!

¡Ánimo y fuerzas!

Cariños, Miyo

WP Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
error: Content is protected !!